Ahora es ley en Córdoba: Bullrich tendrá sus militares en las calles de la ciudad

El dato: Tal fuerza, puede servirse del autoritario decreto 956/2018 del Min de Seguridad de la Nación.

La legislatura de Córdoba, transformó en ley los acuerdos celebrados en abril de 2018 entre el Gobernador Juan Schiaretti y la Ministra de Seguridad Patricia Bullrich, por el cual la Gendarmería, Policía Federal y PSA (Policía de Seguridad Aeroportuaria), tendrán vía libre para reprimir en Cordoba.

La gravedad de la resolución se suma a que en la última semana salió el decreto Nº 956/2018 del Min. de Seguridad donde se autoriza a los miembros de esas fuerzas, que ante una situación presuntamente delictiva puedan usar armamento letal ante la sola sospecha de un peligro inminente o matar en fuga. Deja bajo pura discrecionalidad y arbitrariedad de los efectivos decidir disparar y dar lugar, a una ejecución sumaria por la espalda.

Si bien la Policía de Córdoba tiene vedado tal proceder, aunque en la práctica suceda con brutal frecuencia, con el arribo de la fuerza federal, tranquilamente puede presentarse tal situación en la ciudad. Esta circunstancia garantiza y facilita el gatillo fácil, ya que autoriza y pone un manto de protección e impunidad al efectivo que dispare y mate, sea por un acto instintivo, por un reflejo o error. En todos los casos podría ser liberado si alega por ejemplo que creyó ver un arma, aunque esta sea de juguete e inofensiva.

La legislatura de Schiaretti a las órdenes de Bullrich

Hace una semana la Legislatura de Córdoba, excepto el bloque de Cambiemos, aprobaba el proyecto del legislador por el FIT Ezequiel Peressini, que declaraba un rechazo la resolución Nº956/2018 que flexibiliza el protocolo del uso de arma de fuego para las fuerzas federales. Incluso en Provincia de Buenos Aires, Vidal y Carrió se opusieron al decreto. En Córdoba, avalaron el rechazo del FIT al decreto, pero luego aprobaron tres leyes que lo permiten.   

El legislador por el FIT Ezequiel Peressini, rechazo en el recinto las tres leyes, 27076, 27168, 27184 alegando que no solo no resolverán la problemática de seguridad sino que la profundizan, porque esas medidas ya fueron probadas en otras épocas y nunca sirvieron. En su exposición durante la sesión del miércoles pasado en el recinto legislativo, Peressini hizo foco en la gravedad de la situación que permite la llegada del aparato represivo nacional. Repasó la política represiva desde que asumió Macri, que arrancó cuestionando los 30 mil compañeros desaparecidxs o cuando quiso darles el beneficio del 2×1 y mandaba a sus casas a los genocidas condenados por lesa humanidad.

El legislador recordó que Macri aprobó el decreto 721/2016 donde autorizó la participación de las fuerzas armadas por causas de seguridad interior, y que además designó a Oscar Aguad como Ministerio de Defensa siendo reconocido íntimo amigo del represor Menéndez. En ese mismo sentido recordó que la ministra Bullrich propuso un protocolo antipiquete para sacar a los trabajadores de las calles y que afianzó y aplaudió un cambio en la doctrina de la fuerzas armadas, bajo el nombre “Chocobar” que les permite ejecutar por la espalda.

Peressini sostuvo que Macri busca el fortalecimiento del aparato represivo que se heredó de la dictadura. Dijo que es la continuidad de la obediencia debida, y los indultó a lo militares en los 90 como también de la política represiva del kirchnerismo, que designó a Milani como jefe del ejército o cuando crearon la ley antiterrorista y el Projecto X con la cual hacían espionaje a las organizaciones. Lo propio hizo Scioli que lleno de gendarmes la pcia de Bs As como hoy hace Schiaretti.

Los datos y antecedentes: la maldita policía

El legislador cordobés se apoyó en cifras y mencionó que para 2019 van a designar 2700 policiales para Córdoba e invertiran 22 mil millones de pesos. Hizo mención a lo abusivo del gasto siendo que en el ámbito de la educación, solo se sostienen a 17400 cargos de maestras o que se asignen solo $184  por mujer, para frenar la violencia de género con los programas implementados desde el Polo de la Mujer.

Expresó que en la Policía de la Provincia de Córdoba hay 400 cesanteados y solo en 2016, hubo 39.

En los últimos años de 2011 a 2016 hubo 78 casos de asesinato por represión policial, 47 ejecuciones extrajudiciales, 12 muertos en situaciones de encierro, 4 por negligencia funcional y 14 por el uso de la fuerza en situaciones interpersonales. Todos estos casos han sido casos de gatillo fácil.

La última modificación de la ley de seguridad de la provincia, implementó la policía barrial, la utilización de cuadrantes discriminatorios, y cambiaron el nombre de código de faltas por el de convivencia. Eliminaron la figura vergonzosa del merodeo, vendieron al público las estadísticas que muestran la baja en las contravenciones, pero esconden las que reflejan que ahora los detienen por el delito mas grave de resistencia a la autoridad.

Pero eso estas 3 leyes  27076, 27168, 27184, solo tienen el fin de dejar un aparato represivo para defender los intereses de los empresarios y reprimir a todo aquel que se manifieste en las calles. Peressini expresó que las leyes adhieren al programa “Barrio Seguros”, donde su objetivo es “reducir la presencia de la criminalidad en aquello territorios donde hay conflictividad social”, que a decir verdad la genera el hambre y el bajo salario producto de las políticas de los gobiernos.

Finalmente la legislatura aprobó los proyectos y el legislador Peressini responsabilizó a los legisladores que aprobaron las medidas represivas por el obrar de los militares que desembarquen en Cordoba.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s