“Lo abrace como lo abrazaba a Darío”

Alberto Santillán cuenta como fue el encontrarse con Sergio Maldonado en Plaza de Mayo en el acto a tres meses de la desaparición de Santiago y a días de haber aparecido el cuerpo de su hermano.
Este conmovedor y movilizador relato lo dio Alberto en el programa especial emitido en Zumba la Turba “Voces contra la impunidad”.

Ir a descargar

“Si bien todas las muertes afectan, más sobre todo cuando son ejecutadas por cualquiera de las cuatro fuerzas, lo de Santiago a mí me retrotrajo a cuando lo asesinaron a Darío y a Maxi.

Orlando, (integrante de la Comisión Independiente Justicia por Darío y Maxi) se había comunicado con la familia. Yo fui respetuoso. Entiendo que ellos tienen un tiempo para elaborar eso, y quizás uno por querer ayudar… Yo también llame a la casa para hablar con la mamá por sobre todo, sabiendo que un hermano es un hermano y el dolor va a ser horrible. Pero pensé mucho en la mamá y el papá. Pero no me pude comunicar.

Después siempre seguí, cuando se cumplieron dos meses, después cuando aparece el cuerpo de Santiago, también ha sido un dolor. Un dolor que se junta con mucha bronca, porque en todo esto sabemos de la forma en que trataron a la familia de Santiago, lo que tuvieron que bancarse de parte del gobierno nacional, empezando por Bullrich y terminando por Macri. Esto de decirles que no están colaborando, que estaban estropeando el camino. Osea una forma permanente de agresión. Pero en esto también también hay que ver la capacidad de la familia, la de Sergio de entender las cosas y no llevarse por el impetud, la provocación Han sido muy centrados como familia.

Cuando se cumplieron los tres meses, (…) me habían invitado para estar en el palco. Yo no fui buscando la foto, no me gusta, únicamente quería verlo y abrazarlo y mientras estaban las mamas de Plaza de Mayo y otros compañeros de derechos humanos, viene Sergio y justo estaba por subir las escalinatas para subir al palco y me acerco y le digo: “soy el papá de Darío, de Dario Santillan”. Entonces la actitud, como un acto reflejo fue levantar el brazo y abrazarle. Yo estaba tan cargado de emoción y estaba también muy tenso porque eso que te genera la bronca. Y lo abrace con el alma, lo abrace como lo abrazaba a Darío, con el ama y le dije: “estoy para lo que quieras, estoy acá para lo que vos decidas”, él agradeció. Yo creo que ese abrazo dice mucho más que mil palabras, porque en ese abrazo hay 15 años, yo buscando justicia. Él tres meses en este torbellino, en el cual no tuvo tiempo de para la pelota todavía. En este torbellino que lo metió el gobierno, toda esta mentira que hicieron para salvar a Gendarmeria, cuando sabemos completamente y no tenemos ninguna clase de duda que la Gendarmeria fue la que lo mato.

Y el abrazo fue de un padre a un hermano, como yo puedo abrazar a mis hijos y transmitirles fuerzas y que cuente con migo para lo que quiera, como padre de Dario”.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s